Comportamiento ejemplar de los vecinos de Valdebótoa

Comentarios de Pedro Antonio Cortés Mateos sobre los nuevos nichos prefabricados.

¡EJEMPLAR!, ese es el primero de los adjetivos que se me vienen a la cabeza para calificar el comportamiento de los vecinos de Valdebótoa en unos momentos tan dificiles como los que estamos viviendo en los últimos días. Un 10 en solidaridad y unidad, un 10 en constancia, un 10 en valor y coraje, un 10 en educación y respeto, …. mi aplauso, mi respeto y mi admiración para ellas y ellos, para quienes desde las 8 de la mañana hasta el caer de la tarde siguen acudiendo al Cementerio de Valdebótoa con la misma ilusión del primer día de que sus demandas sean oidas y atendidas por quienes tienen la potestad y la responsabilidad de hacerlo (¡res-pon-sa-bi-li-dad!), mientras observan como continuan las obras y son capaces de controlar su indignación: sin duda fruto de un civismo y una educación ejemplares; para quienes libremente se manifestaron contra una decisión que consideran injusta y erronea (alrededor de 600 personas, … ¡total ná!). Sin duda un ejemplo claro de ejercicio de los derechos democraticos propios de nuestros días.

¡Mi más sincero agradecimiento, mi reconocimiento y mi enhorabuena!